lunes, 7 de septiembre de 2009

Seguimiento de puestas de Chotacabras pardo

La verdad es que sorprendió muchísimo cuando, en 2004, descubrí mi primer nido de Chotacabras pardo (Caprimulgus ruficollis), de casualidad. Primero la sorpresa fué por la especie en sí, ya que era la primera vez que la veía. Segundo por elegir el sitio en concreto dónde la encontré, un lugar bastante concurrido de gente, ya sea paseando a pié, en bicicleta, en quads o con perros, y además la presencia de cazadores. El hallazgo de este nido me animó al año siguiente a buscar más nidos por la zona, y ver así si anidaron por casualidad, o si realmente aquel era un buen sitio para la reproducción de la especie.
Fotografía: Isabel Rodriguez
La tarea no era fácil. Encontrar puestas de Chotacabras es complicado. El campo es muy grande y esta especie basa su estrategia defensiva en el camuflaje. Su plumaje críptico la hace casi invisible entre las ramas, hojarasca y piedras del suelo, pero a base de insistir y buscar, he llegado a familiarizarme con sus hábitos y costumbres y ahora sé por dónde buscar, y cuales son los lugares preferidos por esta especie para anidar. Generalmente lo hacen al pié de arbustos o pequeños árboles, dónde depositan los huevos sobre el suelo directamente. La puesta suele ser de dos huevos blanquecinos y con manchas oscuras que los ayudan a pasar desapercibidos con las piedras de alrededor. La incubación suele ser entre 16 a 19 días, y las puestas son bastantes dispares, llegando a encontrar los primeros huevos a finales de mayo y los más tardíos a principios de agosto.


Sus principales depredadores, por lo que a la zona de estudio se refiere, suelen ser los perros. Hay muchos cazadores que en época de cría, llevan a sus perros a "entrenarse" con los conejos de la zona para mantenerlos "en forma". No es la primera vez que enuentro pollos depredados o algún adulto, cómo me ha ocurrido este año 2009, cuando encontré restos de una hembra en las inmediaciones de un nido que tenía localizado.


Desde que emprendí esta tarea, he localizado un total de 15 nidos, de los cuales he anillado 15 pollos y un adulto. Desde aquí, quiero dar las gracias a un montón de buenos amigos/as, que me han ayudado mucho a patear los campos para localizar las puestas. Con ellos a mi lado, la labor ha sido más productiva, amena, y menos fatigosa. No quiero nombrarlos a todos por miedo a dejarme alguno en el tintero. Gracias a todos por vuestro entusiasmo y colaboración. Esperemos que esta bella especie de ave siga escogiendo los alrededores de mi pueblo para sacar adelante sus nidadas. Es todo un placer y un privilegio poder disfrutar viéndolos.

2 comentarios:

manuel dijo...

Tiene un gran merito este ultimo trabajo que has realizado,como tu bien dices la localizacion de esta especie es sumamente dificil,espero poder charlar contigo en alguna ocasion.Unos amigos y yo tenemos previsto cuatro dias de ruta por Monfrague el dia 21 de este mes,ya te contare como nos a ido.

Adelaida dijo...

hola hemos encontrado un pollito chotacabras pardo, completamente a la interperie y lo hemos puesto en una casita con paja para protejerlo de la lluvia intensa y el frío , la madre se asustó con la casita, de esto hace 3 horas. Creen que la madre regresará a la noche?